Salud

“Tiene buen pronóstico, pero no es una gripe”: la necesidad de visibilizar el cáncer de mama

A lo largo de 2019, según la Asociación Española Contra el Cáncer (AECC), se registraron 33.307 casos. Y en 2020 se calcula que la cifra sea parecida (la Sociedad de Oncología Médica prevé alcanzar los 32.953 casos y lo sitúa como el segundo con más incidencia tras el de pulmón).

SPUTNIK

MADRID.- En España se diagnosticaron durante 2019 más de 33.000 casos de esta dolencia, de la que se celebra el Día Internacional, y se prevé llegar a una cifra parecida en 2020.

Hace dos años, a María del Mar Villanueva le descubrieron un bulto de un centímetro en la mama derecha. Tenía 35 años, dos niños y el diagnóstico fue “un golpe”, aunque ya lo es el mero hecho de realizarse una mamografía. “No piensas que va a ser nada, crees que no es posible”, cuenta a Sputnik desde Luarca, una localidad asturiana (al norte de España) de unas 5.000 personas. En poco tiempo se activó el procedimiento para estos casos: biopsias, resonancias y una operación en la que decidieron continuar el tratamiento con radioterapia y quimioterapia.

Ahora, mientras narra su historia, se está recuperando de la última intervención: ya tiene el último extensor colocado antes del implante definitivo. “Pude tener acceso al historial familiar y por el tipo de cáncer que me vieron, descubrieron que era genético”, alega. Villanueva es una de las miles de mujeres que sufren este tipo de dolencia en el país.

Villanueva, además, ha querido alzar la voz. Desde que supo de su enfermedad la hizo visible. Primero, escribiendo una especie de diario en su blog personal. Luego, creando un perfil en redes sociales para contar el día a día de una paciente de esta dolencia que, según el Instituto Americano de Investigación de Cáncer, afectó en 2018 a dos millones de personas mundialmente. Y, por fin, con un libro de autoayuda llamado Princesa guerrera.

“Trabajaba de cara al público y veía que generaba atención y la gente se preocupaba. Me estaban dando mucho y quería devolverlo”, comenta mientras se celebra, el 19 de octubre, el Día Internacional Contra el Cáncer de Mama.

Te puede interesar:   Los muertos por coronavirus se podrían duplicar en lo que queda del año

Cree Villanueva que hace falta que se hable de él. “Es algo que tenemos muy oído y que a veces se minimiza. Y tiene buen pronóstico, pero no es una gripe”, alerta después de meses con distintas visitas al quirófano y de “haber despertado” gracias a esta “lucha”. “Una vez estás dentro, ves que hay varios tipos y que hay que mejorar la prevención”, arguye. Como en su caso —portadora del gen BRCA, que aumentan el riesgo de padecerlo—, hay diversos factores que pueden provocarlo. Uno de ellos es la edad (según la AECC, aparece principalmente en la franja de edad de entre 45 y 65 años) o el sexo: el 99% de las personas que lo padecen son mujeres.

Es el tumor más común entre la población femenina y la esperanza de superarlo es alta. Según GEICAM, grupo de investigación sobre el cáncer de mama, una de cada ocho mujeres será diagnosticada de esta enfermedad a lo largo de su existencia. De ellas, a pesar de que cada año hay unos 6.500 fallecimientos en España, la supervivencia en las últimas tres décadas ha llegado al 90%. Y si el diagnóstico es prematuro las probabilidades bordean el 100%.

La responsable de comunicación de la AECC, Esther Díez, esgrime estos datos en medio de la campaña Saca pecho por ellas, lanzada por la asociación en redes sociales y que pretende “hacer un reconocimiento a las mujeres que, desde los años 70 del siglo pasado, lucharon para que se investigara el cáncer de mama y se redujera la mortalidad”. “Como consecuencia de aquel movimiento, el cáncer de mama es uno de los más investigados y que más supervivencia tiene, cercana al 90%”, inciden.

Te puede interesar:   Científicos crean un modelo para demostrar cómo los rayos de sol pueden matar al coronavirus

Desde el colectivo, además, han querido mostrar un estudio sobre lo que cuesta el cáncer de mama. Entre “gastos directos, ocultos y pérdida de ingresos”, apuntan, “una familia de promedio va a gastar unos 42.000 euros en hacer frente a un cáncer de mama”. El estudio señala que un 34% de las enfermas “han perdido o dejado su trabajo a causa de la enfermedad; el 42% han perdido casi todos sus ingresos y provoca una situación económica severa en el 21% de los hogares españoles”.

Se agrava la situación en estos tiempos de pandemia. Como consecuencia del COVID-19, indican, se eleva al 50% aquellas mujeres que han perdido casi todos sus ingresos y aumenta, hasta casi el 30%, los hogares con una situación económica severa. Además, la crisis sanitaria —que a nivel nacional suma más de 900.000 contagios y casi 34.000 muertes— puede complicar la detención y el seguimiento.

“Las cifras de las listas de espera no eran buenas antes de la pandemia y los datos se han agudizado por los efectos del COVID-19. En el movimiento asociativo de mujeres con cáncer de mama hemos sentido miedo a ir solas a las consultas, pruebas y tratamientos; hemos detectado dificultades objetivas en la comunicación no presencial con el equipo médico; hemos visto retrasos en la atención a los pacientes y hemos sentido los problemas laborales y económicos causados o agravados por la crisis sanitaria”, protestan en un comunicado desde Fecma, la Federación Española de Cáncer de Mama.

Confían en la agrupación que se retome la actividad habitual de la atención primaria y exigen más personal y más dotación presupuestaria. “Queremos seguir confiando en nuestro sistema público de salud”, prosiguen, “y seguimos defendiendo los programas de detección precoz promovidos y gestionados por el sistema público de salud, con acceso gratuito, continuados en el tiempo, dotados de los recursos necesarios, desarrollados con controles de calidad y por personal formado y evaluados en sus resultados, incluyendo la participación”.

Te puede interesar:   El peligro para la salud de tomar complejos vitamínicos

Y protestan: “No es equitativo un sistema donde se manifiestan diferencias de gasto sanitario público por habitante entre las Comunidades Autónomas. El cáncer estaba antes del COVID-19, está ahora y estará después”.

Incluso el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha hecho un llamamiento a la investigación y la prevención junto a otros miembros del ejecutivo o personalidades conocidas como Alejandro Sanz. “Sigamos avanzando, apostemos por la ciencia para encontrar la cura definitiva”, ha escrito Sánchez en su cuenta oficial de Twitter, uniéndose a la campaña de la AECC y poniendo en valor a “quienes han trabajado para mejorar la vida de las personas que lo sufren”.

“Los pacientes con cáncer de mama están recibiendo el mismo cuidado, y los oncólogos nos debemos a ellos”, afirmaba Alberto Ocaña, doctor especializado del hospital clínico San Carlos de Madrid, en una entrevista de radio. “Fue un mazazo, las piernas no se me sostenían. Solo quieres llorar. Y curiosamente no me preocupaba por mí, sino por mis hijos o padres. Pero luego vi posibilidades y pensé en que iba a ganar”, declaraba por su parte Montse, una mujer de 40 años a la que en julio de 2014 le dieron la noticia de su cáncer de mama y que a día de hoy, como María del Mar Villanueva, lo relata públicamente.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba