Panorama

Problemas con varias farmacéuticas generan interrogantes de por qué RD no se interesó por vacunas china y rusa

Por Juan Acosta

Redacción/elCorreo.do

SANTO DOMINGO: Ante la incertidumbre que se apodera en las autoridades y la población por la tardanza en llegar al país de los 20 millones de vacunas contratados a tres farmacéuticas “capitalistas”, ha originado serias interrogantes, una de las cuales es por qué no se gestionó la vacuna desarrollada por China, Rusia o Cuba.

Los más avezados entienden que el temor de la actual administración a instruir a sus representantes en las naciones con regímenes de izquierda, radica en suponer que enfadaría a su principal socio político y comercial, los Estados Unidos de América.

Debido a que hasta este sábado 6 de febrero, las altas cifras de infectados ya suman 222,148, muchos dominicanos se preguntan qué impide a las autoridades instruir a los representantes diplomáticos y consulares en Rusia, China y Cuba, gestionar el suministro de sus vacunas.

La República Dominicana aprobó un “pliego de condiciones vinculantes”, que establece cómo se daría el pago de los casi 96 millones dólares y las responsabilidades de los desarrolladores

Cuando ya un número considerable de naciones latinoamericanas ha iniciado sus procesos de vacunación para controlar los embates del covid-19, en la República Dominicana las autoridades sólo refieren que “pronto” llegarán los esperados sueros inmunológicos.

Desde antes de finalizar el pasado 2020, el presidente Luis Abinader ha anunciado la llegada de un primer lote de vacunas, primero a finales del recién pasado enero, lo que mantuvo la población esperanzada durante el primer mes de este año 2021, lo que no se produjo.

La más reciente esperanza de vacunación que se le hizo a la población fue la pasada semana, cuando la directora de Comunicaciones y vocera de la Presidencia, Milagros Germán, prometió que “en los próximos días el Gobierno anunciará el Plan Nacional de Vacunación contra el Covid-19”.

“El plan nacional de vacunación contra el COVID-19 será anunciado al país en los próximos días. Los medios serán informados oportunamente”, escribió la vocera de la Presidencia.

Pero una cosa dice la vocera y otra lo que afirma la persona de la que ella es portavoz, el presidente Abinader, quien garantizó, hace unos días, que esperaba para la semana que inicia este domingo 7, la llegada de las primeras dosis de vacunas Pfizer.

Te puede interesar:   Los procesos que llevaron Lula a prisión siguen haciendo aguas en Brasil

El anuncio mantuvo a la población esperanzada durante el primer mes del año 2021, ya que hasta el momento esta era la única alternativa para acabar con la pandemia del coronavirus.

Sin embargo, el gobernante amplió el plazo para que las vacunas lleguen al país, calculado que se producirá el próximo mes de marzo y serán aplicadas en los centros que tradicionalmente funcionan los colegios electorales.

“Hemos pedido que nos lleguen mayor cantidad, porque pensamos vacunar por medio de los centros de votación, eso lo discutimos con los partidos políticos en la Cámara de Diputados”, expresó el presidente.

Ese primer lote de vacunas iba a comprender 25 mil dosis, que según el presidente Abinader se usarían para proteger al grupo de primera línea de defensa, compuesto por personal médico, de enfermería y otros auxiliares de la salud.

“Ustedes han visto que Italia y Alemania han advertido que pueden demandar a los laboratorios porque no les están cumpliendo, entonces nos estamos asegurando que lo que a nosotros se nos aseguró también se pueda cumplir aquí en nuestro país y hasta ahora nos han dicho que sí”, dijo.

El Gabinete de Salud había adelantado que para este “plan de vacunación” se utilizarían los centros de votación, así como el padrón electoral, pero aún la población desconoce específicamente cómo se realizará.

La República Dominicana ha contratado veinte millones de vacunas, de las cuales diez millones son de AstraZeneca, ocho millones de Pfizer y dos millones por el sistema de la Organización Mundial de la Salud (OMS), que son de una especie de canasta contentiva de todas las vacunas.

Pero aún los dominicanos esperan de la única esperanza para la defensa contra el letal coronavirus que ya se ha cobrado casi tres mil vidas “cantidad mal contados”, por los conflictos que se presentan con los laboratorios que se comprometieron a enviar los sueros anti-covid-19.

Te puede interesar:   Pleno de la Suprema se va a deliberar para decidir si se conoce o no el fondo del caso Odebrecht

Cuando lleguen

Luego de llegar las vacunas, el Gobierno dijo que iniciaría el proceso de socialización de su plan en el que se contempla aplicar un proceso que hasta el momento se desconoce su avance.

Durante una rueda de prensa realizada en el Palacio Nacional el pasado 22 de enero, donde se anunciaron las nuevas medidas que flexibilizan el toque de queda, se aseguró que la semana siguiente se conocerían los detalles de dicho plan, pero ese plazo también se venció.

También el Ministerio de Salud Pública informó haber iniciado las acciones preparatorias para la aplicación de la vacuna contra el COVID-19, de la que el Gobierno ha comprometido una cantidad suficiente “en cuanto haya disponibilidad”.

La viceministra de Salud Colectiva, Ivelisse Acosta, explicó que se había contratado una consultoría internacional para diseñar la logística de aplicación de la vacuna y determinar las necesidades de equipamiento y entrenamiento del personal de servicio sanitario que trabajará en este programa.

¿Y las vacunas socialistas?

Ya Rusia tiene patentada su vacuna Sputnik V, siendo ésta la primera que se registró como tal en el mundo, el pasado 11 de agosto, cuyos ensayos clínicos de la tercera fase mostraron una eficacia del 95 por ciento contra el virus. La efectividad actual se calcula en 91.4%.

En noviembre último, unas 1.200 millones de dosis de esta vacuna ya habían sido solicitadas por más de 50 naciones, según el Fondo Ruso de Inversión Directa (RDIF).

De su lado, China ya ha patentizado su vacuna Sinopharm, y desde antes de finalizar las pruebas correspondientes, el gigante oriental se comprometió a ayudar y apoyar a los países más necesitados. Tras comprobarse eficacia, decenas de millones de personas y las han recibido.

Te puede interesar:   Gedeón Santos sostiene que Leonel Fernández es el primer estadista consumado del siglo XXI en RD

Según el presidente de la junta directiva de la farmacéutica, Liu Jingzhen, dos vacunas inactivadas anti-covid-19 de Sinopharm respondieron “muy bien a la tercera fase de ensayos clínicos” en una decena de naciones entre las que figuran Baréin, Egipto, Jordania, Perú y Argentina.

Respecto a Cuba, el gobierno comunicó al mundo meses atrás el desarrollo de dos vacunas “Soberanas 01 y 02”, ambas incluidas en el Draft de la OMS.

Otro fármaco que desarrolla el Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología de Cuba, es el denominado Nasalferón, consistentes en gotas nasales, que se aplica a viajeros, de forma experimental y voluntaria, desde el pasado 7 de enero.

Otras vacunas

El pasado 2 de diciembre, Reino Unido se convirtió en la primera nación de Occidente en aprobar una vacuna contra el coronavirus para su uso de emergencia.

Se trata de la vacuna de la farmacéutica estadounidense Pfizer, desarrollada por el laboratorio alemán BioNTech, la cual fue aprobada por la Agencia Reguladora del Medicamento y Productos Sanitarios para su utilización a partir del 7 de diciembre.

No obstante, la Agencia Europea de Medicamentos y el propio regulador estadounidense, la FDA, se contrapusieron a la celeridad del uso de la vacuna Pfizer ya que para estas instancias era necesario que los científicos evaluaran más la relación beneficio/riesgo del fármaco, para tomar una decisión a más tardar el 29 de diciembre.

La de Estados Unidos fue desarrollada por la empresa biotecnología Moderna, anunciando que dispondrían de entre 100 y 125 millones de dosis en el primer trimestre de este 2021.

En este mes, 66 vacunas candidatas estaban en investigación clínica, incluidas 17 en ensayos de fase I; 23 en ensayos de fase I-II; 6 en ensayos de fase II y 20 en ensayos de fase III.

En los ensayos de fase III, las “vacunas COVID-19” demostraron una eficacia de 50-95% en la prevención de la infección sintomática de la COVID-19.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba