Deportes

Nueva Orleans vence a los Wizards pese a los 47 puntos de Beal

Los Pelicans se reencontraron con la victoria en su regreso a Nueva Orleans tras una gira de seis partidos.

AITOR DARIAS

NBAMANIACS

El cuadro de Stan Van Gundy, que había caído en ocho de sus últimos nueve encuentros, aprovechó la debilidad de los Wizards para sumar su sexto triunfo de la temporada y aliviar ligeramente una mala racha que les ha colocado penúltimos de su conferencia. El resultado final fue de 124-106 para los locales, que pudieron disfrutar de una noche relativamente plácida por primera vez en mucho tiempo.

Y es que, más allá de un pequeño amago de remontada en el último cuarto, Washington apenas hizo acto de presencia en el Smoothie King Center. Los capitalinos fueron siempre por detrás y ya perdían por 17 al final del primer cuarto (35-18), lo que hizo que tuvieran que ir siempre a contracorriente y que sus opciones fuera verdaderamente escasas en todo momento. La distancia entre ambos equipos llegó a ser de 26 puntos, y aunque los Wizards lograron colocarse a menos de 10 tantos en el último cuarto, NOLA supo reaccionar y volver a escaparse en el marcador.

Te puede interesar:   Denver se deshace sin problemas de Philadelphia

Los locales estuvieron liderados por la gran actuación de Zion Williamson y Brandon Ingram, autores de 32 puntos cada uno. El sophomore firmó un excelente 12/16 en tiros de campo, mientras que el ex de los Lakers exhibió un enorme acierto en el tiro de tres (7/12) y redondeó su actuación con 8 asistencias y 6 rebotes. El otro integrante de los Pelicans en dobles dígitos fue Eric Bledsoe, que anotó 18 tantos, mientras que Steven Adams, pese a acabar solo con 6, fue fundamental en la faceta reboteadora con 18 capturas.

Beal termina frustrado

En los Wizards, todos los focos fueron para Bradley Beal, que con 47 puntos volvió a firmar una excelente actuación que sin embargo no sirvió para sumar un triunfo. 30 de sus tantos llegaron en la segunda mitad, en la que fue el principal responsable de que los suyos se reengancharan al partido, pero de nuevo se vio sin fuerzas en el clutch y no pudo evitar que los Pelicans volvieron a abrir la distancia.

Te puede interesar:   James Harden, triple-doble y victoria en su debut con Brooklyn

El de esta madrugada fue quizás uno de los encuentros en los que más desesperado se vio al escolta, que pareció incluso cansado de esperar a que sus compañeros dieran un paso adelante y fue más individualista que de costumbre. Con 37 lanzamientos a canasta, de los que anotó 17 (45,9%), Beal firmó la marca más alta de tiros intentados en un partido en lo que va de temporada, superando los 35 que él mismo ejecutó la noche que se fue hasta los 60 puntos en Philadelphia. No obstante, viendo la aportación del resto cuesta culparle, pues solo Garrison Matthews y Robin López, con 15 y 14 tantos respectivamente, superaron los dobles dígitos en una noche en la que Russell Westbrook estuvo ausente.

Tras el encuentro, se preguntó a Beal si se sentía frustrado, a lo que respondió con cierta ironía: “¿El cielo es azul?”. Sin embargo, a continuación sí se expresó de forma más seria y sincera: “Quiero ganar. No salgo a jugar tratando de meter 50 o 40 puntos. Intento pensar cada día en mejorar, en cómo hacer mejores a mis compañeros y qué más puedo hacer para que ganemos, pero mentiría si dijera que está siendo fácil”.

Te puede interesar:   ¿Podrá Trump seguir cuestionando el resultado de la elección?

(Fotografía de portada: Chris Graythen/Getty Images)

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba