.

Especulan la PGR estructura expediente sólido contra ex procurador Jean Alain Rodríguez

Redacciónón/elCorreo.do

SANTO DOMINGO: El motivo que llevó a la sala hospitalización de la procuradora general de la República, Miriam Germán Brito, habría sido el estrés provocado por la estructuración de una serie de  expedientes bien fundamentados contra exfuncionarios del Gobierno de Danilo Medina, incluido su antecesor Jean Alain Rodríguez, cuya solidez no genere la más mínima duda sobre su persecución.

Según circula en corrillos políticos y judiciales, entre otras aristas relativas a Rodríguez se estaría estudiando la orden de archivar de manera definitiva las acusaciones contra varios de los encartados originales en el sonado caso de sobornos pagados por la constructora brasileña Odebrechet.

También, el nuevo elemento aportado por el principal inculpado, Angel Rondón, respecto a la alegada propuesta de Rodríguez  para llegar a un acuerdo con la expresa intención incluir en el expediente “a tres o cuatro dirigentes del PRM”, a cambio de liberarlo de culpas en el hecho.

Sin embargo, quienes conocen a la ex jueza de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) afirman que ésta tiene “temple de acero” y que muy pocas razones la sacan de quicio, si es que existe alguna.

Se recuerda al respecto las imputaciones contra ellas esgrimidas por el entonces procurador durante una de las entrevistas de evaluación del Consejo Nacional de la Magistratura, ocasión en la cual Germán Brito sólo dijo: “Si esto fuera de doble vía, ye tendría algunas cosas que decir de usted”.

Se afirma que entre las cuestiones objeto de escrutinio se citó la preocupación de Germán Brito por el desglose del expediente original para beneficiar determinados acusados, cuando por la forma de haber conformado las acusaciones no había ni hay elementos probatorios que conduzcan a la condena de los encartados.

Te puede interesar:   Evidencias aporta el mayor Girón complican cada vez más situación imputados en Operación Coral

“La tardanza que se observa en presentar acusaciones contra su predecesor es porque analiza con su equipo todos los ángulos para evitar que Juan Alain encuentre una salida jurídica que le permita evadir su responsabilidad en este caso”, expresa uno de los cercanos a la magistrada.

Además, se menciona el cuidado que pone en cada uno de los señalamientos que se presentan como motivos para llamar a Jean Alain, “para que no se diga que actúa por vendetta del incidente acaecido en el Consejo Nacional de la Magistratura”.

Se afirma que los señalamientos del entonces procurador general tuvieron su origen en el voto disidente, cuando era presidenta de la Segunda Sala Penal de la Suprema Corte de Justicia y el tribunal ratificó la prisión preventiva por un año en contra del principal imputado, Ángel Rondón y de nueve meses para Víctor Díaz Rúa.

Ya ésta lo declaró en julio de 2017 cuando dijo que “a cualquier persona mínimamente preocupada por la suerte del proceso que se lleva sobre el caso Odebrecht, le atormenta el aspecto probatorio”.

Estaba consciente de su aseveración: “Sé que este voto puede echarme un montón de descalificaciones, rumores, insultos, twitters alevosos, por iniciativa propia o por encargo”.

Creía que sería una mala jueza si dejaba de actuar conforme a la Constitución y las leyes… “y lo que es más grave, conforme a mi conciencia frente a una sentencia que considero vulnera derechos fundamentales”.

Te puede interesar:   Diputada del Parlacen afirma para procesar por corrupción a Danilo Medina habría que solicitar retiro de inmunidad

Su cuestionamiento a la acusación la basó en el hecho de que “abunda el ‘yo creo’, ‘me parece’, y en algunos aspectos, una tajante negativa”.

Por eso, se asegura que llamar para interrogatorio a Jean Alain es cuestión de tiempo, porque al parecer tiene varias actuaciones consideradas incorrectas, de las cuales habrá de rendir las explicaciones de lugar.

Parece que se está en el período de sumar y evaluar cuáles acontecimientos tienen mayor preponderancia y responsabilidad que pudiera tener el ex ministro judicial.

Justo este lunes, el movimiento cívico Participación Ciudadana se unió al reclamo de explicación que se le hace a Rodríguez, sin que haya dado respuesta, e incluso se encuentra en un completo anonimato en todos los sentidos.

“De manera concreta Participación Ciudadana hace un enérgico llamado a las autoridades competentes de acudir a Brasil e interrogar a todos los funcionarios brasileños vinculados a Odebrecht y República Dominicana como lo han hecho exitosamente otros países”, señaló la entidad.

“Acuerdo” Jean Alain a Rondón

Lo que muchos suponían, el acusado de canalizar los presuntos sobornos de la Odebrechet en el país Ángel Rondón, lo confirmó en el juicio que conoce el Primer Tribunal Colegiado del Distrito Nacional a los seis imputados de haber recibido los 92 millones de dólares que la constructora brasileña admitió haber pagado en la República Dominicana.

Al entrar en la fase de exposición concedida a los acusados para defenderse, Rondón dijo que Jean Alain Rodríguez presuntamente le pidió hacer un acuerdo, siendo parte de este que acusara a dos o tres del PRM, algo que él afirma haber rechazado.

Te puede interesar:   Oposición reclama JCE meta en cintura a Gonzalo por campaña a destiempo

Aunque sería la palabra del acusado contra el acusador, la exclusión de gran parte de los originales señalados como receptores del soborno, de manera especial prominente dirigente del PLD, seguidores del entonces presidente Danilo Medina, no ha dejado de crear sospechas.

Los excluidos fueron César Sánchez y Bernardo Castellanos; Julio Cesar Valentín, Máximo D’ Oleo, Ruddy González, Temístocles Montás, Alfredo Pacheco y Radhamés Segura.

Al iniciarse el proceso acusatorio, debido a que entre los inculpados estaba el ahora exsenador Tommy Galán, el juicio lo condujo el juez de la SCJ Francisco Ortega.

A los imputados se les impusieron las siguientes penas preventivas:

Ángel Rondón: un año de prisión preventiva.

Víctor Díaz Rúa: nueve meses de prisión preventiva.

Alfredo Pacheco: fianza, presentación periódica e impedimento de salida.

Conrado Pittaluga: arresto domiciliario por nueve meses.

Radhamés Segura: libertad bajo fianza (RD$15 millones), impedimento de salida y presentación periódica por nueve meses.

Temístocles Montás: libertad bajo fianza (RD$15 millones), impedimento de salida y presentación periódica por nueve meses.

Andrés Bautista: libertad bajo fianza (RD$15 millones), impedimento de salida y presentación periódica por nueve meses.

Ruddy González: libertad bajo fianza (RD$15 millones), impedimento de salida y presentación periódica por nueve meses.

César Sánchez: libertad bajo fianza (RD$10 millones), impedimento de salida y presentación periódica por nueve meses.

Máximo De Óleo: libertad bajo fianza (RD$5 millones), impedimento de salida y presentación periódica por nueve meses.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba