.

El Gobierno parece tener varios discursos sobre espinoso tema de privatizaciones

Redacción/elCorreo.do

SANTO DOMINGO: Cuando el 24 de septiembre último el presidente Luis Abinader negó en La Vega que el Gobierno pretendiera privatizar servicios como OMSA, el Metro, teleférico y el hospital, pareció mandar un mensaje claro de que tampoco se pasaría al sector privado otros bienes del Estado.

Sin embargo, al parecer no era así, ya que el ministro de la Presidencia, Lisandro Macarrulla, anunció el miércoles el traspaso de acciones de la cuestionada y recién inaugurada Central Termoeléctrica Punta Catalina.

También adelantó la venta de casi la totalidad de los bienes que conformaban la Corporación Dominicana de Empresas del Estado (CORDE), un conglomerado que entró en liquidación en virtud de la ley de capitalización de 1997.

El argumento para el desapoderamiento de las unidades productivas, las que ya están bajo administración privada, es la crisis económica y sanitaria, causada por el coronavirus o covid-19, dos mil fallecimientos en el país.

Macarrulla reveló que el presidente Abinader hará una reforma profunda del aparato del Estado, reducirá el gasto superfluo en todas las instituciones y fortalecerá la inversión en salud, educación, seguridad ciudadana y fortalecimiento institucional.

Te puede interesar:   En el horizonte se vislumbra nuevo match PLD-FP por liderazgo opositor

Dijo que probablemente haya que desprenderse de algunas empresas públicas, debido a que el pasado Gobierno agotó el endeudamiento público, y ahora para hacer frente a las demandas y a la crisis por la pandemia harían falta esos recursos frescos.

Refirió que pese al poco tiempo que el presidente Abinader lleva al frente de la administración pública, “ya está cumpliendo con parte de las promesas que hizo, como garantizar el aumento de salarios de los agentes de la Policía Nacional y aumentar los recursos para la asistencia social.

Perremeísta educados

En otro orden, el también empresario expresó que los militantes del Partido Revolucionario Moderno (PRM) se han comportado “muy educadamente con la exigencia de empleos públicos”.

Atribuyó esa actitud a la comprensión del problema que representa la pandemia del coronavirus, que ha paralizado la economía mundial y provocado que más de 1.3 millones de personas hayan perdido sus ingresos cotidianos, lo que representa una gran crisis para el país y para las familias.

Te puede interesar:   Renuncia del senador Franklin Peña da otro golpe al PLD; era secretario del bloque morado

Seguro Senasa

Otros aspectos que valoró el funcionario como logro de la naciente administración, es la inclusión de dos millones de personas en el Seguro Nacional de Salud; el otorgamiento de las pensiones a los cañeros que tenían años reclamando esa reivindicación, así como la asignación de fondos adicionales para salud pública y educación, “en busca de un desarrollo horizontal del país”.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba