.

Definen 16 de febrero día inolvidable en anales electorales RD; observadores OEA evalúan

Redacción/El Correo

Este ha sido un día que será inolvidable para muchos sectores: partidos políticos, candidatos a todos los niveles, la JCE y las autoridades gubernamentales sin que se evidenciara que estas últimas tuvieran conexión con la suspensión “inesperada” de las elecciones generales municipales de este domingo 16 de febrero del 2020. 

El problema, sospechado desde 48 horas antes por las autoridades electorales, observadores extranjeros y nacionales y la alta dirigencia partidaria, fue admitido al comprobar que sería imposible corregir las fallas antes de la hora fijada para comenzar la consulta.

Los escáneres cuando no subían a la pantalla todas las boletas de elección, lo hacía con parte de los candidatos, teniendo que anunciar la decisión de suspender de manera definitiva, el proceso de elección a nivel municipal.

Además de la prolongada espera de los electores, la falta de información del porqué las horas de demora, surgieron muchas otras aristas, las que derivaron en algunas localidades enfrentamientos que cobraron muerte y lesionados de simpatizantes peledeistas y perremeistas.

Te puede interesar:   Salud Pública niega estadísticas de covid-19 traten de asustar población para que no vote día 5

Hasta se produjo un  llamativo se produjo cuando el candidato presidencial del PLD, Gonzalo Castillo, quien fue despedido con un ensordecedor abucheo después de sufragar en la sede del Colegio Quisqueya.

Aunque en los mentideros políticos existía la preocupación del porqué los escáneres no subían todas la boletas de los partidos, según los opositores, las de ese litoral, o si lo hacía con omisión de candidatos, hizo que los electores fueran desesperándose por la espera de dos, tres y hasta cuatro horas antes de anunciarse la suspensión del evento cívico. 

Notorias fueron las reiteradas críticas que se externaron contra la JCE y el gobierno, alegando que fue “una jugada maestra” del lado oficialista para evitar ser presuntamente derrotado “como lo evidenciaban las encuestas y las percepciones”.

Primero fueron las sospechas de intervención de un alegorismo en el sistema automatizado de las primarias abiertas del seis de octubre de 2019, asumida por el sector liderado por el ex presidente Leonel Fernández, a lo interno del Partido de la Liberación Dominicana (PLD). 

Te puede interesar:   Cadena Telemundo de Nueva York describe dramática situación SFM por COVID-19

Ese alegato determinó la salida de Fernández del colectivo oficial y abocarse a la formación de una nueva plataforma partidaria, sostenida a partir del entonces Partido de los Trabajadores Dominicanos (PTD), de orientación izquierdista.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba