Luis EncarnaciónPerspectiva

Danilo es la traba en el PLD

SONDEO/ Por Luis Encarnación P.

Colaboración/elCorreo.do

PERSPECTIVA: Inhabilitado para volver a gobernar y altamente cuestionado por su paso errático por el poder, el expresidente Danilo Medina era el menos indicado para presidir el PLD en la actual coyuntura, si hubiera primado un interés especial por mantener la organización en pie; someterla a un proceso de renovación, de transformación y saldo de culpas, para ver qué tan indulgente o “perdona vida” pudiera ser el futuro con ella y con los principales responsables de haberla dividido y llevado a la oposición.

Para ello, no solo habría que tener mucha vocación de poder y estar despojado de egoísmos baratos, sino tener bien claro que el exgobernante y ahora jefe absoluto del partido morado no puede ser visto como la salida más viable, la figura clave o alternativa a la vista para conducir a la organización por rutas de éxito aun sea a largo plazo, porque es el principal responsable de muchos desaciertos políticos en el pasado proceso electoral y de graves irregularidades institucionales sobre las que hoy hurga la justicia, dualidad de factores que llevaron al fracaso al segundo partido fundado por el profesor Bosch, pese a que durante sus administraciones el pais experimentó una indiscutible transformación y modernización.

Medina es llevado–por aclamación, no por elección—a presidir un PLD del que es amo y señor absoluto, no porque él, como dijera, “no tenía otra alternativa”, sino porque, en vez de promover a alguien que pudiera “fajarse con el partido, rehacerlo, revitalizarlo y reanimarlo”, como plantera el nuevo secretario Charlie Mariotti, necesitaba ser la cabeza del mismo para que le pudiera servir de “refugio” o como factor de protección, ante eventuales “embestidas” o reclamos relacionados con su recién pasada gestión(¿). Y esto, pese a que hay los que piensan, como Vinicio Castillo, que en favor de Danilo habría decidida una especie de “borrón y cuenta nueva”.

Te puede interesar:   La inédita idea de Dionis Sánchez

Por cierto, Medina y el PLD están frente a una encrucijada: el primero no puede reparar los daños causados al segundo, porque fue el principal causante de estos, mientras el partido no debe enfrascarse en defender a los exfuncionarios acusados de corrupción, primero, porque las responsabilidades son individuales y, segundo, porque si el PLD se envuelve en culpas de otros, al rechazo y cuestionamientos que ya acusa, le agregarían más ácido (?). Cierto que el poder marea y ciega, llevando a muchos a creer es eterno y que desde este todo es posible. Porque el Danilo que olvidó que dijo que “un partido dividido no gana”, y dividió al PLD, admite: “no estaba preparado para perder”, siendo algo que estaba claro. Con razón un examigo que le franqueó el camino y lo hizo presidente, y al que luego traicionó, expresó que: ”Uno no sabe en qué mundo estaban”, porque habiendo perdido en todos los escenarios electorales “así dicen que pensaban ganar”. El gran estratega no era tal (¿).  encar–medios@hotmail.com

Somos un medio independiente que asume un compromiso con la libertad de expresión, la transparencia y el acceso a la información de los ciudadanos.

Publicaciones relacionadas

Mira también
Cerrar
Botón volver arriba