Salud

Alimentos ricos en vitamina E y sus beneficios

Benefíciate a través de los alimentos del efecto protector que tiene la vitamina E para el organismo

ROSA ROCH

Foto: BigStock

65YMÁS.COM

MADRID.- Las vitaminas son compuestos necesarios para el buen funcionamiento del organismo. Su exceso o su falta puede significar una disfunción de los diferentes órganos del cuerpo, pudiendo ocasionar problemas de relevante importancia.

La vitamina E, conocida también como tocoferol, es una vitamina liposoluble que tiene un papel importante en el organismo, pues debido a su acción antioxidante, interviene en la formación y mantenimiento de varias estructuras del cuerpo como son los músculos, las retinas, el sistema nervioso o el sistema cardiovascular, retrasando el envejecimiento.

Su acción en el cuerpo es neutralizar los radicales libres, lo que protege de la oxidación la membrana de todas las células del cuerpo y en especial las del sistema cardiovascular, nervioso y muscular.

Además, evita la oxidación de proteínas, grasas y ácidos nucleicos y evita la formación de nitrosaminas, unos compuestos químicos perjudiciales para la salud.

Entre otras funciones que tiene la vitamina E, podemos destacar su intervención en la formación de glóbulos rojos y la coagulación de la sangre. Estimula el sistema inmunitario y ayuda al buen funcionamiento de la retina y en la fertilidad.

Te puede interesar:   Un estudio pone en duda que los confinamientos en EEUU fuesen eficaces

Alteraciones por defecto
Su defecto en el cuerpo puede verse alterado por diferentes enfermedades. Es una vitamina que no la produce el organismo, sino que se obtiene a través de los alimentos ricos en grasas y queda almacenada en el hígado y el tejido adiposo. Cualquier enfermedad que altera la absorción de este nutriente, como puede ser la enfermedad de Crohn o la enfermedad celíaca, puede llevar a un déficit de esta vitamina que, si bien, no produciría una enfermedad de manera directa sí haría que ciertos órganos y partes del cuerpo se vieran afectados, por ejemplo por:

Pérdida de sensibilidad en los brazos y piernas, debido a la afectación del sistema nervioso.
Debilidad muscular.
Pérdida de visión por la afectación de la retina.
Debilitamiento del sistema inmunitario.
Alteraciones por el exceso
La ingesta de vitamina E a través de los alimentos no es perjudicial, los problemas pueden surgir por un abuso de suplementos vitamínicos, lo que podría producir:

Aumento del riesgo de hemorragias.
Fatiga.
Náuseas.
Visión doble.
Cefalea.
Molestias musculares.
La vitamina E en los alimentos
Visto todo ello y sabiendo de la importancia de mantener unos buenos niveles de vitamina E en el cuerpo, llevar una dieta sana y equilibrada será la mejor manera de conseguirlo. Para ello, incorporar a la dieta alimentos ricos en esta vitamina hará que nos beneficiemos de todas sus propiedades, manteniendo en plena forma la musculatura y los sistemas cardiovascular, inmunológico y nervioso:

Te puede interesar:   Uso del cloro AUMENTA las probabilidades en niños y adultos mayores de contraer coronavirus

Aceites vegetales: aceite de oliva virgen, de girasol, maíz, soja, germen de trigo, margarina.
Frutos secos: castañas, nueces, pipas de girasol, cacahuetes, avellanas, almendras.
Verduras de hoja verde: acelgas, espinacas, brócoli, col rizada, cardo, canónigos, espárragos.
Frutas: aguacate, mango.
Alimentos de origen animal: calamar, pulpo, sepia, salmón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba