Panorama

Alexis Medina se mostró desafiante en exposición durante audiencia de coerción

Redacción/elCorreo.do

SANTO DOMINGO: “El Ministerio Público desde el primer día ha sido devastador para la familia Medina”, dijo al declinar responder argumentos de la acusación, al terminar su comparecencia Juan Alexis Medina Sánchez, presentado como el eje transversal en las supuestas irregularidades que han dado como resultado la llamada Operación Antipulpo, en el cual están encartadas otras diez personas, entre estas su hermana Carmen Magalys Medina Sánchez.

La presentación del imputado ha dado lugar a fuertes críticas ante las evidencias de que lo menos que exhibió fue arrepentimiento, y, por el contrario, proyectó una conducta arrogante y hasta desafiante y sin mostrar arrepentimiento de lo que se le acusa.

Se resalta que ni siquiera aludió al hecho de que existen dos leyes, de la 340-06 de Compras y Contrataciones Públicas, y la 41-08 de Función Pública, que le prohibían contratar con el Estado dada su relación directa con el presidente de la República.

Un análisis de la intervención de Alexis proyectó determinadas actitudes de su hermano Danilo cuando siendo presidente, sobre todo en su segundo mandato, se mostraba desafiante cuando se le señalaba la existencia de actos de corrupción.

Con aspecto de enfado, el activo suplidor del Gobierno aprovechó el espacio ofrecido por el juez José Alejandro Vargas para aclarar acusaciones en su contra formuladas por las autoridades durante la audiencia para determinar las medidas de coerción que se les aplicará a cada uno de los imputados.

Te puede interesar:   Fulcar y Guante son del PRM, maestros de larga data, pero se vislumbran encontronazos

Criticó que el expediente elaborado por el Ministerio Público se haya basado en el reportaje realizado sobre su persona como suplidor del Estado y activista político defensor de las candidaturas presidenciales de su hermano Danilo y de Gonzalo Castillo.

Se quejó de que al siguiente día de su arresto lo mantuvieron en la Procuraduría General de la República desde las 4 de la tarde hasta 10 de la mañana del día siguiente, “sin comer ni bañarme”.

Expresó que desde que perdió el Partido de la Liberación Dominicana (PLD), él y sus empresas han vivido en un nivel de zozobra insostenible, asegurando que nunca ha tratado de ocultar nada y que ha estado haciendo negocios desde 1995 en el área médica, reparando equipos en los hospitales.

Pese a sus alegatos, parece que el acusado olvidó el mandato legal que le prohíbe participar como oferente de cualquiera institución estatal, siendo un familiar de primer orden de un funcionario, siendo su caso el presidente de la República.

“Voy a ser puntual sobre las cosas que se están diciendo. Tengo las pruebas de que son mentiras. Qué de malo tiene que usted haya estado alquilando oficinas y usted tiene varias razones sociales, qué de malo tiene que usted las ponga en un solo lugar. Qué de malo tiene si se tienen oficinas alquiladas y luego colocarlas todas en dos pisos”, adujo.

Te puede interesar:   Idea de traer Fórmula 1 al DN ridiculiza a Domingo Contreras

Negó que falsificara una licitación de Mallén Guerra y argumentó que recibió su autorización para la distribución de medicamentos.

La Oisoe

Al referirse a la participación de sus empresas en las licitaciones hechas por la Oficina de Ingenieros Supervisores de Obras del Estado (OISOE), aclaró que tanto el Servicio Nacional de Salud (SNS) como el Ministerio de Salud Pública fueron los que insistieron para que equipara hospitales que ya estaban terminados.

Precisó que no sólo eran sus compañías las que participaban en los “concursos” para las instituciones suplir equipos, mobiliarios y otros tipos de artículos de alto consumo en oficinas, hospitales…

“Al igual que mi compañía también hubo otras 17 compañías que se comprometieron a suplir equipos pa­ra diversos hospitales sin recibir ningún anticipo mediante deuda pública y tuvieron que esperar año y medio para recuperar su dinero”, recalcó.

En su afán de justificar su participación como suplidor, olvidó que llevaba sustanciales ventajas respecto a sus oponentes en estas competencias, y argumentó ante el juez Vargas que si hubiera utilizado sus relaciones con el Gobierno, “no hubiera esperado tanto tiempo para recibir los pagos de esas deudas”.

La defensa de Medina Sánchez dijo que los tipos penales que el ministerio público alega, no pueden ser demostrados y tampoco tienen cabida contra su defendido, así como que las compañías del imputado fueran de carpeta y que todas sus operaciones están debidamente documentadas.

Te puede interesar:   Banco Central proyecta repunte económico del país en 2021

Medida preventiva

Antes, la procuradora adjunta Yeni Berenice Reynoso, directora general de Persecución del Ministerio Público, pidió, al igual que a otros nueve encartados, un año de prisión preventiva contra Medina Sánchez y que el caso fuera declarado complejo.

También inmovilizar las operaciones de las empresas su propiedad para evitar transferencia de acciones y activos del entramado societario.

Los grilletes

La procuradora Reynoso, en medio de una de sus exposiciones recordó un dato que soltó de repente que el contrato para la instalación de grilletes a imputados que firmó la Procuraduría con la empresa Monitoreo RSL habría sido objeto de un “tumbe”.

Agradeció que la ex jueza de la Suprema Corte de Justicia, Miriam German Brito, fuera designada al frente de la Procuraduría General de la República, para descubrir que indirectamente era propiedad de Alexis Medina y Santiago Muñoz.

“En la gestión pasada se firmó un contrato de exclusividad a una empresa representada por el ciudadano Jacal Leonel Elsevif, dejando sin efecto el contrato de Monitoreo Dominicana, señalando que este es testaferro de Juan Alexis Medina Sánchez”, arguyó.

Señaló que la forma en cómo se realizó la adjudicación provocó que una de las empresas licitadoras, a la llegada de Germán Brito a la Procuraduría, pidiera que esa licitación fuera investigada.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba